Legisladores estatalesMADISON, Wisconsin, EE.UU. (AP) — Mientras las autoridades federales de Estados Unidos tratan de perseguir las crecientes infracciones de trabajo infantil, algunos legisladores estatales quieren permitir que los menores trabajen más horas y en empleos de mayor riesgo.
Los legisladores, la mayoría republicanos, alegan que relajar las normas de trabajo infantil podría aliviar el desabastecimiento nacional de mano de obra.
Pero los activistas de protección de menores temen que las medidas supongan un esfuerzo coordinado de revocar peleadas protecciones sobre los niños.
“Las consecuencias podrían ser desastrosas”, dijo Reid Maki, director de la Coalición Trabajo Infantil, que hace campaña contra políticas de explotación laboral. “No se puede compensar una percepción de falta de mano de obra a expensas de trabajadores adolescentes”.
En los últimos dos años, los legisladores han propuesto suavizar las normas de empleo infantil en al menos 10 estados, según un reporte publicado el mes pasado por el Instituto de Política Económica, un grupo de tendencia izquierdista. Algunas propuestas se convirtieron en leyes, mientras que otras fueron retiradas o vetadas. 
Los parlamentarios en Wisconsin, Ohio y Iowa están considerando suavizar las leyes para combatir la falta de trabajadores. Los empleadores han tenido problemas para cubrir puestos tras un pico de jubilaciones, muertes y enfermedades por COVID-19, un descenso de la inmigración legal y otros factores.
Los legisladores en Wisconsin apoyan una propuesta que permitiría a los niños de 14 años servir alcohol en bares y restaurantes. Si se aprueba, Wisconsin podría tener el mínimo más bajo en esa categoría de todo el país, según el Instituto Nacional sobre Alcoholismo y Abuso del Alcohol.
El congreso de Ohio está en proceso de aprobar una ley que permitiría a los estudiantes de 14 y 15 años trabajar hasta las 21:00 durante el curso escolar con autorización de sus padres. Es más tarde de lo que permiten las leyes federales, así que una medida anexa pide al Congreso de Estados Unidos que enmiende sus normas.
Según la Ley de estándares de empleo justo, los menores de esa edad sólo pueden trabajar hasta las 19:00 durante el curso escolar. El Congreso aprobó esa ley en 1938 para impedir que los niños se vieran expuestos a condiciones peligrosas y prácticas abusivas en minas, fábricas, granjas y comercio callejero.
La gobernadora de Arkansas, la republicana Sarah Huckabee Sanders, refrendó una ley en marzo que elimina los requisitos de permisos que necesitaban los empleadores para verificar la edad de un menor y el consentimiento de sus padres. Sin ese requisito, las empresas a las que se descubra incumpliendo las leyes de trabajo infantil pueden alegar ignorancia con más facilidad. Se han aprobado otras medidas para relajar las leyes sobre trabajo infantil en Nueva Jersey, Nueva Hampshire y Iowa.
La gobernadora de Iowa, la republicana Kim Reynolds, firmó una ley el año pasado que permite a los jóvenes de 16 y 17 años trabajar sin supervisión en jardines de infantes. La legislatura estatal aprobó una norma este mes para que los adolescentes de esa edad puedan servir alcohol en restaurantes. También ampliaría las horas que pueden trabajar los menores. Reynolds, que dijo en abril que es partidaria de que los jóvenes trabajen más, tiene hasta el 3 de junio para refrendar o vetar esa medida.
Los republicanos retiraron las cláusulas de una versión anterior de la norma que permitía trabajar a niños de 14 y 15 años en campos peligrosos como minería, tala y empaquetado de carne. Pero mantuvo algunas partes que según el Departamento de Empleo violan las leyes federales, como una que permite a los niños a partir de 14 años trabajar en cámaras frigoríficas y otra que amplía las jornadas laborales en lavanderías industriales y cadenas de montaje.
Los trabajadores adolescentes son más propensos a aceptar salarios bajos y tienden menos a sindicarse para pedir mejores condiciones laborales, indicó Maki, de la Coalición Trabajo Infantil, una red activista con sede en Washington.
“Hay empleadores que se benefician de tener trabajadores adolescentes en cierto modo dóciles”, dijo Maki. Los adolescentes, añadió, son un blanco fácil para industrias que dependen de población vulnerable como inmigrantes y exreclusos para cubrir puestos peligrosos.
El Departamento de Trabajo reportó en febrero que las violaciones sobre trabajo infantil habían crecido casi un 70% desde 2018. La agencia ha aumentado sus inspecciones y ha pedido al Congreso que permita subir las multas a los infractores.
En febrero, el Departamento impuso una multa de 1,5 millones de dólares a una de las mayores contratistas de limpieza de instalaciones cárnicas cuando se descubrió que la compañía empleaba ilegalmente a más de 100 niños en ocho estados distintos. Los trabajadores infantiles limpiaban sierras para huesos y otro equipamiento peligroso en plantas de procesamiento de carne, a menudo utilizando productos químicos peligrosos.
Cabilderos empresariales nacionales, cámaras de comercio y grupos conservadores bien financiados apoyan las leyes estatales para aumentar la participación de los adolescentes en la fuerza de trabajo. Es el caso de Estadounidenses por la Prosperidad, una red política conservadora, y la Federación Nacional de Negocios Independientes, que suele alinearse con los republicanos.
El grupo conservador Proyecto Soluciones de Oportunidad y su organización matriz, el centro de estudios de Florida Fundación por la Responsabilidad del Gobierno, ayudaron a legisladores en Arkansas y Missouri a redactar propuestas de ley para retirar las protecciones sobre el trabajo infantil, según The Washington Post. Los grupos y legisladores afines dicen a menudo que sus esfuerzos pretenden aumentar los derechos de los padres y dar más experiencia laboral a los adolescentes.
“No hay ningún motivo por el que nadie necesite el permiso del gobierno para tener un empleo”, afirmó en la cámara baja estatal la representante republicana de Arkansas Rebeca Burkes, que presentó la ley para eliminar los permisos de trabajo de menores. “Eso trata simplemente de eliminar la burocracia exigida y quitar la decisión de los padres sobre si su hijo puede trabajar”.
Margaret Wurth, investigadora de derechos de los niños de Human Rights Watch, miembro de la Coalición de Trabajo Infantil, describió normas como la aprobada en Arkansas como “intentos de socavar protecciones importantes y seguras en el lugar de trabajo y reducir el poder de los trabajadores”.
Las leyes actuales no protegen a muchos trabajadores menores, dijo Wurth.
Ella querría que los legisladores eliminasen las excepciones al trabajo infantil en agricultura. La ley federal permite que los niños de 12 años o más trabajen en granjas cualquier cantidad de tiempo fuera de sus horas de clase, con permiso de sus padres. Los trabajadores agrícolas a partir de 16 años pueden trabajar a alturas peligrosas o manejar maquinaria pesada, tareas de riesgo que se reservan a empleados adultos en otros sectores.
En 2021 murieron 24 niños por lesiones laborales en Estados Unidos, según la Oficina de Estadísticas de Empleo. En torno a la mitad de los accidentes laborales mortales ocurrieron en granjas, según un informe de la Oficina de Responsabilidad del Gobierno sobre muertes de menores entre 2003 y 2016.
“Mueren más niños trabajando en agricultura que en cualquier otro sector”, dijo Wurth. “La vigilancia no va a ayudar mucho a los trabajadores infantiles agrícolas si no se mejoran las normas”.
Harm Venhuizen forma parte de la Statehouse News Initiative de Associated Press/Report for America. Report for America es un programa nacional sin fines de lucro que sitúa periodistas en redacciones locales para informar sobre temas con poca cobertura.

Quienes Somos

Radio América es una emisora de habla hispana que transmite desde la ciudad de Laurel en el estado de Maryland cubriendo con sus 1,900 vatios de potencia toda el área metropolitana de Washington D.C. en la cual residen cerca de 1 millón de Latinos.

Su propietario es Alejandro Carrasco considerado como la personalidad radial hispana mas influyente en Washington, Maryland y Virginia.

Su frecuencia, 900 AM una Ubicación ideal en el dial para alcanzar a toda la comunidad latina en el area metropolitana de Washington.

Contactos

Oficina
2730 University Blvd W #200, Silver Spring, MD 20902, USA No 1540
Cabina: 301-962-0900
Recepción: 301-942-3500
Fax: 301-942-7798
info@radioamerica.net

Contador de Visitas

033026001
Hoy
Ayer
Esta Semana
Este Mes
Mes anterior
Total de visitas al Sitio Web
2714
24521
50632
777473
703899
33026001

Tu IP desde donde navegas es: 3.237.31.191
27-09-2023 01:35